lunes, 22 de julio de 2013

El lado oscuro del progreso

Teléfonos móviles y dispositivos empleados en las ‘TIC’,
auténticos escollos para la salud laboral



El problema ha llegado para quedarse: vivimos en la sociedad de la información, o ‘TIC’ (Tecnología de la Información y del Conocimiento) que, mal gestionada, se convierte en infobesidad (inflación de información), adicción-dependencia y problemas de salud, tanto física como mental.
Muchos ya no entienden la vida sin internet ni telefonía móvil, cuando hace 20 años vivíamos en la galaxia pre-internet. Sin embargo, el uso de estas tecnologías debe hacerse con prudencia y moderación, pues pueden convertirse en un arma de doble filo.

No hay rosa sin espinas. El axioma funciona con los avances tecnológicos. La gasolina propició la motorización, el transporte y la autonomía personal. Ahora padecemos contaminación y calentamiento global. Los móviles y las TIC (Tecnologías de la Información y el Conocimiento) dan alas a nuestra comunicación. Sin embargo, encierran un lado oscuro que, muchas veces, está aún por descubrir.